¿Sabe Saramago qué es la caligrafía?

Ciertamente no. Pero sí que sabe escribir. Compré este libro hace 18 años, cuando estudiaba literatura en la Universidad Javeriana y al mismo tiempo diseño gráfico en La Jorge Tadeo Lozano. Lo leí y recuerdo que no me gustó mucho. Hace un año ese libro volvió a mi vida y decidí leerlo una vez más. Esta vez lo entendí y lo disfruté. No es una prosa sencilla. El relato entra en reflexiones filosóficas que hacen parte del argumento. Nunca habla de caligrafía (motivo por el cual en principio compré el libro), H. (el protagonista) nunca escribe con pluma ni hace ejercicios para encontrar el ductus adecuado para las formas unciales. Y es que Saramago utilizó la palabra caligrafía para referirse al acto de escribir e intuyo que los textos que H. (el protagonista) elabora los hace a mano y no en una máquina de escribir. Siempre me pregunté el por qué del diseño de la carátula de Seix Barral. Nunca entendí por qué tenía a Boticelli si el libro menciona Miguel Ángel, tampoco entendí el por que´ de la figura caligráfica ornamental cuando H. (el protagonista) lo que hace es escribir palabras y frases y reflexiones. Afortunadamente encontré una carátula diseñada en Portugal, que me parece coherente con el contenido y llamativa para este blog.


Adicionales a este artículo:
*Diferencia entre caligrafía, lettering y tipografía

*Mi dibujante de letras favorita

*Un calígrafo con el que me gustaría tomar un curso



Comentarios

Entradas populares